15 mayo, 2020

REGLAS BÁSICAS PARA LA PREPARACIÓN DE UN CÓCTEL

Distinguir entre bases y correctores. La base son aquellos licores que constituyen el cuerpo de la bebida, como ginebra, whisky, vodka o ron. Los correctores son aquellos que modifican el sabor, el aroma y el color de la base. Entre los correctores podemos citar el vermut, los licores de hierbas, los siropes y los zumos de fruta.

La coctelera deberá agitarse enérgicamente durante unos segundos, dejando reposar la mezcla unos instantes, posteriormente se sigue agitando más lentamente y durante más tiempo.

Deberemos enfriar la coctelera antes de su utilización, sin llenarla nunca más de cuatro quintas partes y dejando que el hielo cubra al menos la mitad del recipiente.

Los ingredientes que hayamos vertido en el vaso mezclador nunca deberán agitarse, sino que se mezclarán lentamente con la correspondencia cuchara. El porcentaje mínimo de hielo será de tres cuartos.

La mayor parte de los cócteles deberán servirse helados. Un buen hielo tendrá que ser cristalino, estar elaborado con agua limpia, no se mantendrá mucho tiempo en el frigorífico y nunca se tocará con las manos. Si la bebida se sirve fría, habrá que acordarse de enfriar previamente los vasos metiéndolos en el frigorífico o llenándolos con cubitos de hielo.

Camarero preparando un cóctel con mucho hielo

Es esencial prestar mucha atención a las dosis empleadas, especialmente cuando se trata de ingredientes concentrados, por ejemplo, el sirope de menta ya que una gota en exceso podría alterar completamente el sabor del cóctel.

No utilizar nunca el mismo recipiente para la preparación de cócteles distintos sin haberlo lavado bien antes. Los ingredientes gasificados, como la soda, el seltz, el champagne o el cava, no se introducirán en la coctelera, sino que se verterán directamente en el vaso del cóctel.

En cuanto a las cantidades y medidas empleadas en la preparación de un cóctel, tenga en cuenta que la cantidad de alcohol en cada vaso suele ser de 7 centilitros. Una bebida corta o short drink contendrá entre 6 y 12 cl por vaso, mientras que un long drink o bebida larga puede contener entre 12 y 25 cl por vaso. Un chorrito corresponde aproximadamente a 5 g, un vaso de licor a unos 25g, un vaso de cóctel a 50g y un vaso de bebida larga entre 120 y 250g, frente a los 80g de un vaso de vino. Cuando utilizamos porcentajes o fracciones en coctelería, la medida se referirá siempre al contenido en su totalidad. Por ejemplo, un vaso de cóctel contiene unos 50g, por lo que 1/4 equivaldrá a 12g aproximadamente.

Nuestros cócteles

En Juanchis Burgers tenemos una carta especializada en cócteles, en su mayoría hechos a base de ron venezolano Santa Teresa. En primer lugar, encontramos el Happy Go Luck, nuestro conocido mojito, añadiendo al licor zumo de fruta de temporada (a la elección del cosumidor), mojito casero, zumo de limón fresco y toque de hierbabuena natural como correctores. También con base de ron, ofrecemos tres tipos de daiquiris: Doctor Funk (daiquiri de fresa), Pineapple express (daiquiri de piña), The Roots (daiquiri de kiwi).

Carta de los cócteles de Juanchis

Por último, pero no por ello menos importante, The Pirate, que añade ese toque caribeño a nuestra oferta coctelera. Este mojito de coco está compuesto por ron malibú, coco, zumo de lima y toque de hierbabuena. ¿Te atreves a probarlos?